Seguiremos viajando adonde viven los monstruos

“Míralos, con la edad que tienen y como críos, jugando a los marcianitos” te dice tu madre apoyada en el quicio de la puerta. Plomiza sentencia que con leves variaciones hemos escuchado de boca de algún  familiar, amigo, conocido o novia (la que más duele) todos los videojugadores que en el mundo hemos sido. Lo que en principio no pasa de ser una frase prejuiciosa sobre esta afición y los que la practicamos, encierra un punto de verdad impepinable. Punto que la convierte irónicamente en apología de aquellos que precisamente decidimos guardar un rinconcito con nuestra infancia en una vida adulta de obligaciones y aburrimiento, de frases hechas dictadas por lo políticamente correcto, de silencios incómodos por palabras que no se pueden pronunciar, de muros que no se deben traspasar, de miradas que es mejor apartar. De aquellos que decidimos poner un pie en esta tierra corrompida sin dejar de apoyar el otro, en delicado equilibrio, en el mundo de nunca jamás.

Veréis, tengo veintiséis años y no hace tanto que pasaba horas enteras jugando partidos de fútbol-chapas con mi amigo Héctor (Hugo Sánchez, Kiko, Chendo o Tomás… y Buyo y Abel embutidos en un tapón de gaseosa). No hace tanto que emulaba con mis primos a los Masters del Universo (“por el poder de Grayskull” ya sabéis XD) en titánicas peleas entre el bien y el mal libradas en un patio de luces. No hace tanto que organizaba multitudinarias batallas con mis Playmobil (entonces los llamábamos “clics”) en las que sin rubor cruzaban armas galeones españoles, vaqueros malencarados y caballeros medievales. No hace tanto que jugaba al escondite en interminables tardes-noches de verano. Cuando el mundo entero cabía en tu portal, cuando la felicidad o la desdicha pendían de la cuerda de tu peonza, de ganarle al vecino aquella canica azul.

De repente, pero tan poco a poco como para pasarnos inadvertido, decidimos dejar de soñar despiertos, abandonamos nuestra imaginación ilimitada y nuestra confianza ciega cambiándolas por el miedo y la incertidumbre, por un examen a la postre definitivo, por un “y da gracias que tienes trabajo”, por una hipoteca y un tipo de interés.

Más cada noche, al encender la videoconsola viajamos por tiempo y espacio. Volvemos a decidir la final de la Copa de Europa con un trallazo por la escuadra, a librar batallas con miles de tropas cuyo destino dirigimos con nuestro dedo divino convertido en puntero de ratón o corremos en Indianápolis en apretada disputa por el título mundial. Y mágicamente somos niños otra vez, creemos de nuevo que todo es posible, que tenemos cien vidas que perder en un momento en esa isla que habitan los monstruos, junto a la cabaña del juego perdido. Por eso y más hamamos los videojuegos, por eso no dejaremos de jugar nunca, aunque los que abandonaron la isla hace tiempo no lo entiendan y mirándonos con recelo y desdén nos recuerden que la diversión siempre tiene un final.

Gracias a J_Ark compañero frostiense, pues una conversación con él sobre el filme “Donde viven los Monstruos” (y la cafeína) inspiraron esta pequeña aportación.

Anuncios

30 comentarios

  1. Recojo tus agradecimientos y te envío una felicitación por el articulo. Muy fresco y evocador. Yo también he recordado esas peleas con mis primos por ser He-Man y Skeletor xDDD

    A la gente le digo que, si bien la vida te obliga a navegar por un mar lleno de peligros, que no olviden ese tierno refugio al que siempre pueden volver, que es la infancia. Ese lugar de paz y calma eternas donde uno puede reencontrase a si mismo. Esa isla de la que partieron, donde viven los monstruos.

  2. Genial el artículo. Me encanta ^^.

  3. Gran película; muy sentimental y “adulta”, tanto en lo que dice como lo dice.

    (¿Algún día nos quitaremos el saambenito de los marcianitos?)

  4. Estamos condenados a ser niños. Los “mayores” nunca entendieron esto de los “marcianitos”. Larga vida a Peter Pan!!! (iba a decir Michael Jackson,pero…) 😦

  5. @J_Ark: Me alegro mucho de que te haya gustado. No sabía que hubiera más emuladores de Heman por aquí. Hay que hacer un club XD.
    @Mago blanco: Gracias Majo!!!
    @Wabo: Sí que es buena la peli. Yo creo que nos lo quitaremos (el sambenito), pero pasará muuucho tiempo, a lo mejor no llegamos a verlo XD.
    @Adol3: Cierto, hay algunos que nunca lo entenderán, por suerte, creo, cada vez menos. Como dijo Michael “dejad que los niños se acerquen a mí”… o¿ no fue el? XXXDDD.

  6. Eso no lo dijo un cura?? xDDDDD

  7. @Adol3: Puede ser. Pero seguro que Michael también XXXD.

  8. Genial el articulo, y totalmente de acuerdo. Que nunca perdamos esa posibilidad de vivir cosas imposibles y magníficas, aunque sean ficticias.

  9. Bonito texto, nacho134 ^_^

    Me da que el viernes aparecerá en un sitio que yo me sé… xD

  10. Muchas gracias Jarken. Me alegro de que te haya gustado 😉 .

  11. Tan bien que habláis de esta película y yo sin verla, a ver si hago algo al respecto 😉

  12. Enhorabuena, fantástico relato compañero.

  13. @GredXII: Sí, deberías hacerlo XD. Eso sí no te garantizo que te vaya a gustar, hay opiniones muy divididas…
    @trebor20: Muchas gracias trebor 😉 .

  14. @Nacho134: con las películas suelo tener una opinión abierta y aunque no me guste saco algo positivo del tiempo invertido en la película. A ver si saco tiempo y puedo opinar con fundamento;)

  15. @GredXII: Pues entonces no dudo que le sacarás buen provecho 😉 .

  16. @Nacho134: cuando la tenga vista ya te contaré

  17. Muy buen artículo. Tengo que decir que mientras lo leía has conseguido que me evoque totalmente a mi infancia. Precisamente ahora estoy pasando por un pequeño bache “videojueguil” en el que poco me motiva y hasta me da pereza encender la consola, pero no me resigno y poco a poco, intento encontrar aquello que vuelva a encenderme la chispa. Tu artículo ha sido un buen paso para recuperarla.

  18. Hace unos años conseguí mi primer trabajo, ya era por fin adulto, habi aterminado todos mis estudios y ya podía embarcarme en una vida anodina. Recuerdo que mi primero sueldo, en lugar de guardarlo en una cuenta de ahorros que me diera rendimiento y buen % me lo gasté ENTERO en conseguir todas las figuras de HEMAN que no habia podido tener cuando era un niño me gasté una pasta, que locura, todo ese dinero.

    Mereció la pena sólamente por oler aquellas figuras, las guardo con recelo y volveria a hacerlo tantas veces como vidas me permitan tener. Y no me gasté mas por que uno empieza cobrando poco.

    Por el poder de Grayskull, yo tengo el poder.

    +1 a este post.

  19. Genial artículo. Gracias a Nacho por él, y a Jarken por hacérnoslo llegar.

  20. […] el viaje/repaso con nacho134, compañero del blog Soy un Jugón, con su artículo “seguiremos viajando adonde viven los monstruos”. Bonito texto para empezar, ¿no os […]

  21. @Sr. Púrpura: No hace mucho, pasé por un bache parecido, apatía y pereza por jugar. No pasa nada por darse un tiempo. En cualquier caso yo pienso que se trata de encontrar un juego que te vuelva a dejar pegado al mando y probablemente no sea un juego de AAA. Hay veces que te llevas sorpresas formidables con juegos que no imaginas. Me alegro mucho de que mi artículo te haya gustado 😉 .
    @Sivious: Genial ejemplo el tuyo tío. Es un dinero bien invertido, te digan lo que te digan. Yo tengo por aquí todavía algunos “Masters” y mira que algunos son feos, pero cada vez que los veo (y las huelo) me traen unos recuerdos… a los que no se puede poner precio…
    @MainMan: Como te comenté en VX, no cabe duda de que compartimos opinión y sensibilidad en este tema. Seguiremos jugando. Muchas gracias 😉 .

  22. Excelente artículo. Me ha encantado 100% y me siento plenamente identificado. Va de cabeza a mi FB y a algunos foros.

    Saludos.

  23. A quien no le a pasado lo que cuentas… Genial el articulo 😉

  24. @Fran: Me alegro de que te haya gustado Fran. Gracias por tu difusión 😉 . Por cierto, quien estuviera ahora en Las Palmas… U_U.
    @dias de viciojuegos: Sí la verdad es que somos legión…

  25. muy buena la nota, che. llegue desd pixfans, y la verdad me gusto mucho. Yo estoy en mis 25, y tenes toda la razon. ja me gusto lo de la hipoteca, intereses, me hizo acordar a mi peli favorita, trainspotting, al principio y al final el genial mark renton. Saludos, y ya me dare mas seguido unas vueltas por aqi.

  26. […] Seguiremos viajando adonde viven los monstruos […]

  27. Casi me haces llorar con tales palabras, yo también noto el peso de la edad!

  28. @Sickboy: ¡Muchas gracias!, Trainspotting es un PELICULÓN, hay escenas que tengo grabadas a fuego XD. Nos leemos entonces ;).
    @Laocoont: ¡Hay que resistir!!! 😄 . Leí tu post ¿Quién hay detrás de la puerta? y aparte de que gustó mucho, también me sentí identificado. Y es que como se suele decir el mayor lujo no es otro que el tiempo ;).

  29. […] Seguiremos viajando adonde viven los monstruos (Nacho134) […]

  30. […] […]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: